seguridad del correo electrónico corporativo

La seguridad del correo electrónico corporativo es un tema que surge constantemente en el lugar de trabajo. Es importante recordar que los correos electrónicos son personales, pero también profesionales, y pueden utilizarse para compartir información sensible. Por ello, es importante reconocer la importancia de la seguridad del correo electrónico corporativo y cómo puede afectar a la productividad y seguridad de sus empleados, así como a la de sus clientes.

La seguridad del correo electrónico corporativo es importante porque protege a su empresa de las amenazas de spoofers, phishers y otros ciberdelincuentes. Es importante establecer un sistema de correo electrónico corporativo que sea seguro y fácil de usar para los empleados.

Por muy bien que haya preparado su empresa para las próximas amenazas a la seguridad de los datos, es imposible saber lo que nos depara el futuro. A todos nos ha pasado: Te apresuras a asegurarte de que todo está preparado antes del gran día, pero entonces toda tu empresa sufre un ciberataque y todo tu duro trabajo se vuelve inútil.

Por eso estamos aquí para ayudar. 

¿Por qué necesita proteger sus correos electrónicos corporativos?

Lo primero que debería venir a la mente cuando se piensa en la seguridad del correo electrónico corporativo es: "¿Por qué necesitamos proteger los correos electrónicos corporativos?"

La respuesta es que hay muchas amenazas ahí fuera. Cuando se es una empresa, se tiene mucha información valiosa, y si no está segura, puede causar muchos problemas. Las amenazas a la seguridad del correo electrónico corporativo, como el phishing o la suplantación de identidad, son cada vez más comunes. Es importante que te mantengas al día de los últimos consejos y trucos para asegurar tu correo electrónico corporativo.

Las amenazas a la seguridad evolucionan constantemente, y es importante estar al tanto de los nuevos vectores de amenaza que podrían afectar a la seguridad del correo electrónico corporativo de su organización.

¿Alguna vez ha tenido que enviar un correo electrónico a una persona de su empresa y la dirección de correo electrónico no fue reconocida? O tal vez el mensaje fue devuelto porque el destinatario no tenía acceso a la cuenta.

Esto puede ser frustrante y llevar mucho tiempo. La reputación de la empresa está en juego, por lo que tienen que averiguar qué ha fallado. Puede ser algo tan simple como una errata en el nombre de un contacto o en la contraseña de una cuenta.

Hay muchas razones por las que las empresas deben asegurar sus correos electrónicos corporativos:

  • Las amenazas a la seguridad del correo electrónico corporativo, como el phishing o la suplantación de identidad, pueden poner a su empresa en riesgo de perder clientes, empleados y consumidores.
  • El envío de información sensible por correo electrónico puede poner a su organización en riesgo de violación de datos si alguien tiene acceso a ella.
  • El correo electrónico también puede ser utilizado en su contra si alguien consigue entrar en la red de su empresa haciéndose pasar por otro empleado o fingiendo que intenta entregar un mensaje importante de otro departamento o división de la misma organización (spoofing).
  • Afortunadamente, existen algunas formas sencillas para que las empresas protejan sus cuentas de correo electrónico corporativo sin tener que contratar a costosos especialistas o pasar horas configurando complicados ajustes en los sistemas de cortafuegos de sus servidores.

Estrategia de seguridad del correo electrónico de la empresa

La seguridad del correo electrónico corporativo es importante porque protege a su empresa de las amenazas de hackers, phishers y otros ciberdelincuentes.

Es importante establecer un sistema de correo electrónico corporativo que sea seguro y fácil de usar para los empleados. Aquí tienes algunos consejos para asegurarte de que tu sistema de correo electrónico corporativo es lo más seguro posible:

1. Disponga de una política de contraseñas. 

Asegúrese de establecer una política de contraseñas que requiera un número mínimo de caracteres, incluyendo letras, números y símbolos. Además, asegúrate de que tus contraseñas son únicas y no pueden ser adivinadas por los hackers o por cualquier otra persona que pueda encontrarlas en línea.

2. Utilice la autenticación de dos factores cuando sea posible. 

Si todavía utilizas contraseñas de un solo uso (OTP) como método de autenticación, cambia a otro método como códigos SMS o tokens. Si no tienes ninguna otra opción disponible, quédate con las OTPs hasta que haya otras disponibles en el mercado que puedan proporcionar mejor seguridad que las OTPs hoy en día.

3. Instalar un software antivirus 

Es necesario instalar un software antivirus en todos los dispositivos que se utilicen para acceder a las cuentas de correo electrónico de la empresa, incluidos los teléfonos inteligentes y las tabletas que funcionen con plataformas Android o iOS (solo los dispositivos de Apple). De este modo, si alguien pudiera entrar en su red, este software lo detectaría inmediatamente antes de que pudiera causar ningún daño.

4. Implantar protocolos de autentificación del correo electrónico

Implementación de protocolos de autenticación de correo electrónico como DMARCSPF y DKIM es un complemento crucial para la lista de control de la seguridad del correo electrónico de su empresa. Ofrecen protección contra una amplia gama de ataques basados en el correo electrónico, como el spoofing, el phishing, el BEC y el ransomware.

Analizar sus canales de correo electrónico para controlar los fallos en la seguridad de su correo electrónico corporativo

El último paso para lograr la conformidad de sus correos electrónicos corporativos será configurar un analizador de informes DMARC. Esto le ayudará:

  • Vea los resultados de la autenticación SPF y DKIM para cada correo electrónico enviado desde su dominio (PASS/FAIL) 
  • Vigile sus proveedores de servicios de correo electrónico de terceros (como MailChimp, FastMail, etc.) y las fuentes de envío de correo electrónico corporativo
  • Tomar medidas contra los intentos de spoofing y phishing, y la suplantación de dominios
  • Vea sus informes DMARC en 7 formatos de visualización diferentes, legibles y organizados, que se pueden descargar en formato PDF

Los correos electrónicos corporativos pueden ser tan arriesgados como los personales en lo que respecta a la seguridad, ya que a menudo los empleados los consideran comunicaciones oficiales de su empresa u organización. 

Al igual que los correos electrónicos personales, los corporativos suelen ser enviados por alguien con un nivel de acceso legítimo y/o con permisos para enviarlos, y contienen información sensible -como datos financieros o información privada sobre pacientes y clientes- que puede ser mal utilizada si la persona equivocada tiene acceso a ella. 

Para evitar que el correo electrónico corporativo se vea comprometido, proteja su dominio con DMARC a partir de hoy. Haga una prueba gratuita de prueba de DMARC ahora.

Últimas publicaciones de Ahona Rudra (ver todas)