medidas para prevenir los ataques DDoS

Incluso en una fase incipiente, las organizaciones deben tomar medidas para prevenir los ataques DDoS. La protección contra los ataques DDoS es importante, ya que permite a los actores maliciosos inundar una red con tráfico, provocando su cierre permanente o temporal. La sobrecarga de tráfico interrumpe la conectividad, impidiendo que los usuarios legítimos visiten su sitio web.

Esto puede dar lugar a otras formas de ciberdelincuencia como el phishing y la suplantación de identidad, que pueden mitigarse si se utiliza SPFDKIM y DMARC.

Este blog le llevará a través de 10 formas efectivas de prevenir un ataque DDoS y sus 3 tipos; ataques de capa de aplicación, ataques de protocolo y ataques volumétricos.

¿Qué es un ataque DDoS?

Un ataque DDoS o de denegación de servicio distribuido es un ciberdelito en el que los hackers pretenden colapsar una red o un servidor sobrecargándolo con tráfico falso. El pico imprevisto de mensajes, solicitudes de conexión o paquetes de datos sobrecarga el sistema en cuestión, provocando su ralentización o cierre. 

Es vital prevenir los ataques DDoS porque su motivo es:

  • Manipular a los objetivos para que paguen un cuantioso rescate.
  • Interrumpir el servicio o las comunicaciones por rivalidad profesional.
  • Imagen de marca de la cesta.
  • Distraer al equipo de respuesta a incidentes para intentar un ataque mayor.

Las sofisticadas técnicas de los actores de las amenazas han apuntado incluso a magnates de la informática como Google y Amazon Web Services. Por ello, todo empresario debe practicar y difundir los métodos de protección contra DDoS.

Tipos de ataques DDoS

Hay varios tipos de ataques DDoS, que afectan a distintos componentes de una conexión de red, normalmente agrupados en: capa de aplicación, protocolo y ataques volumétricos.

Ataques a la capa de aplicación

Ataca directamente la aplicación explotando vulnerabilidades específicas del sistema como SIP, servicios de voz y BGP. La intención de intentar un ataque DDoS en la capa de aplicación es inhabilitar la aplicación para entregar el contenido deseado.

Ataques a la capa de protocolo

Es importante prevenir los ataques DDoS que afectan a la capa de protocolo, ya que pueden agotar los recursos del servidor y los equipos de comunicación intermedios. 

Ataques volumétricos

Los ataques volumétricos disminuyen el ancho de banda de su sitio web utilizando técnicas de amplificación. Es difícil detectarlo ya que el tráfico parece provenir de múltiples direcciones IP. 

10 pasos para prevenir los ataques DDoS

Es posible que no pueda impedir que un atacante planee un ataque, pero unas medidas preventivas adecuadas siempre pueden ayudarle. Esto es lo que puede hacer.

1. Prepare un plan de respuesta a los DDoS

El primer paso para la protección contra DDoS es preparar un plan que se centre en cómo responderá su empresa en caso de un ataque exitoso. Debe ser un plan detallado; cuanto más compleja sea la estructura, más claridad necesitará. Un plan de respuesta general incluye:

  • Una lista de control de los sistemas
  • Un equipo de respuesta capacitado
  • Protocolos de notificación y escalada
  • Cómo continuar las operaciones
  • Lista de sistemas de misión crítica
  • Lista de entidades internas y externas que deben ser informadas sobre un ataque

2. Disminuir la exposición de la superficie de ataque

Puede minimizar el alcance del ataque y la intensidad del daño reduciendo la superficie expuesta a los actores de la amenaza. Así pues, proteja sus documentos importantes, aplicaciones, puertos, protocolos, servidores y otros puntos de entrada para evitar los ataques DDoS.

Utilice un servicio CDN y WAF en el borde de su red para bloquear el acceso directo a los recursos del servidor y de la aplicación. Esto ayuda a almacenar en caché el contenido de forma global y solicita servicios de ellos. El WAF filtra todas las solicitudes de contenido no almacenado en caché.

También debe utilizar equilibradores de carga para proteger los servidores web y los recursos computacionales de la exposición. Además, eduque a su equipo para que limpie regularmente los sitios web o las aplicaciones eliminando los servicios irrelevantes. Los hackers los explotan como puntos de entrada.

3. Tener redundancia de servidores

El uso de múltiples servidores distribuidos dificulta que los actores maliciosos ataquen todos los servidores simultáneamente. Los demás servidores permanecerán a salvo si lanzan un ataque contra un solo dispositivo de alojamiento. También pueden soportar la carga de tráfico hasta que el sistema objetivo vuelva a estar en línea. 

Para evitar cuellos de botella en la red, puede alojar los servidores en centros de datos e instalaciones de colocación en varias geografías. Una CDN también puede ayudar a compartir la carga.

4. Cuidado con las banderas rojas

Tome medidas de protección contra DDoS si observa alguno de los siguientes signos:

  • Mala conectividad
  • Rendimiento lento
  • Exceso de tráfico en una página web o punto final específico
  • Accidentes frecuentes
  • Tráfico inusual que surge de un solo grupo o dirección IP.

Es importante entender que no sólo el tráfico de alto volumen es peligroso, sino que el tráfico de bajo volumen con una corta duración también puede conducir a infracciones.

5. Detección temprana y perfilado continuo de tráfico y paquetes

La detección temprana es indispensable para la protección contra DDoS. La forma más eficaz es supervisar el tráfico del sitio web, las solicitudes regularmente y los paquetes de datos para comprender los patrones y el comportamiento. Esto le ayuda a bloquear el tráfico y las solicitudes maliciosas, así como las cargas útiles.

Instruya a su equipo para que responda de acuerdo con el plan de respuesta redactado si observa cualquier actividad sospechosa. Así tendrá tiempo suficiente para evitar los ataques DDoS.

6. Realice periódicamente evaluaciones de vulnerabilidad

Una evaluación de la vulnerabilidad es una revisión sistemática de las debilidades de seguridad de un sistema. La evaluación de las políticas de red e inalámbricas impide el acceso no autorizado a las redes privadas o públicas y a los recursos accesibles por la red. Esta evaluación también incluye las lagunas de las aplicaciones web y su código fuente mediante herramientas de escaneo automatizadas.

7. Limitación de la difusión en red

Es probable que los ciberdelincuentes envíen solicitudes a todos los dispositivos de su red para obtener el máximo impacto. Puedes contrarrestar este intento restringiendo la difusión de la red entre dispositivos. 

Para evitar los ataques DDoS, limite o desactive el reenvío de difusión para bloquear un intento de gran volumen. Además, eduque a sus empleados para que desactiven los servicios de eco y carga siempre que sea posible.

8. Garantizar una sólida seguridad de la red

La intensidad del ataque y el alcance de los daños aumentan si el atacante tiene tiempo suficiente para acumular peticiones. Un número excesivo de peticiones en cualquier red es útil para la detección temprana, lo que también limita el radio de explosión. He aquí algunas formas de garantizar un alto nivel de seguridad de la red.

  • Cortafuegos y sistemas de detección de intrusos para filtrar el tráfico.
  • Programas antivirus y antimalware para detectar y eliminar virus y malware.
  • Herramientas para evitar la suplantación de identidad verificando si una dirección de origen es coherente con las direcciones de origen.
  • Asegúrese de que todos los puntos finales de la red, como ordenadores de sobremesa, portátiles, dispositivos móviles, etc., son seguros. A menudo son explotados como puntos de entrada para intentar actividades maliciosas. 
  • Segmentación de la red para separar los sistemas en subredes. 

9. Desarrollar y practicar buenos hábitos de ciberhigiene

Su equipo debe ser entrenado para practicar buenos hábitos de ciber higiene para prevenir ataques DDoS. Estos incluyen: 

  • Establezca contraseñas seguras y cámbielas regularmente. Una contraseña única y compleja tiene al menos 12 caracteres, incluyendo números, símbolos, mayúsculas y minúsculas. 
  • Evite compartir y reutilizar las contraseñas.
  • Utilice autenticación de dos factores para añadir una capa adicional de seguridad a tus cuentas. Esto asegurará que los hackers no puedan acceder a ellas a pesar de robar tus contraseñas.
  • Emplea el cifrado de dispositivos en ordenadores portátiles, tabletas, teléfonos inteligentes, unidades externas, cintas de copia de seguridad y almacenamiento en la nube para la protección contra DDoS.

10. Cambio a la nube

El cambio a la nube no eliminará las posibilidades de ataques DDoS, pero ayuda a mitigar sus efectos. El amplio ancho de banda de la nube distribuye sus datos. 

También puede leer sobre las 5 mejores herramientas de seguridad del correo electrónico de todos los tiempos para adelantarse a los actores de las amenazas.

Reflexiones finales

Las empresas deben tomar medidas para prevenir los ataques DDoS, ya que pueden afectar a sus finanzas, a las relaciones con los clientes y al valor de la marca. Empiece por crear un plan de respuesta, para que su equipo sepa qué hacer si se produce un ataque. Conciencie a los usuarios para que se den cuenta de las señales de advertencia, como el tráfico inusual de una dirección IP, la mala conectividad, el rendimiento lento, las caídas frecuentes, etc.

Últimas publicaciones de Ahona Rudra (ver todas)