Puestos

¿Sabe qué es el spear phishing? Puede que lo sepa si ha utilizado Internet. El método de ataque más común entre las diversas estafas de phishing es el spear phishing, que sigue siendo utilizado por 65% de todos los actores de amenazas conocidos. Por desgracia, las estrategias antiphishing de la mayoría de las empresas suelen tener un punto débil en su plantilla.

¿No sabe qué es el spear phishing? ¡Estás en el lugar correcto!

El spear phishing es un ataque dirigido a una persona u organización. Este método utiliza un correo electrónico para persuadir al destinatario de que revele información confidencial. Parece que un correo electrónico proviene de una fuente de confianza, como alguien que la víctima conoce y en quien confía.

En un ataque de spear phishing, los delincuentes utilizan técnicas de ingeniería social para llevar a cabo sus ataques. Recogen información sobre la empresa y sus empleados para crear un correo electrónico que parezca auténtico. Los ciberdelincuentes pueden utilizar datos confidenciales de los empleados procedentes de infracciones anteriores para personalizar sus mensajes con mayor eficacia.

El spear phishing puede utilizarse para la suplantación de identidad o el fraude y para el robo de propiedad intelectual y otros datos sensibles.

¿Cómo funciona un ataque de Spear Phishing?

Los ataques de spear phishing pueden llevarse a cabo de diversas maneras. Las técnicas típicas incluyen:

  • Un phisher selectivo envía un correo electrónico al objetivo. Al destinatario del correo electrónico se le puede pedir que acceda a enlaces o archivos adjuntos maliciosos, que infectarán su máquina con malware o pedirán un rescate.
  • Un spear phisher pide acceso a cuentas de redes sociales o a nombres de usuario y contraseñas mientras se hace pasar por un amigo, un compañero de trabajo, un supervisor u otra persona de confianza para recopilar la información que utilizará para exfiltrar datos en otro lugar.
  • Un spear phisher envía a la víctima un correo electrónico que enlaza con un sitio web falso en el que se pide al objetivo que introduzca datos personales o sensibles, como PIN, credenciales de acceso o códigos de acceso.

Los ataques de spear phishing son más difíciles que los tradicionales porque requieren más tiempo y esfuerzo por parte del atacante. Sin embargo, también son más eficaces porque están personalizados y dirigidos directamente a alguien dentro de una organización (o a veces incluso a un individuo).

La creciente amenaza de los ataques de spear phishing

Debido a las dificultades para detectar el spear phishing, la prevalencia de las fuerzas de trabajo remotas y la laxitud de la seguridad técnica, se ha convertido en el arma preferida de los ciberdelincuentes de todo el mundo.

Según datos recientes, el spear phishing se está convirtiendo en un peligro cada vez más grave para las personas y las empresas.

Según una encuesta realizada entre agosto y octubre de 2020el 87% de los intentos de spear-phishing en todo el mundo tuvieron lugar en días laborables, normalmente durante la semana laboral. Los ataques en sábados y domingos representaron solo el 13% de todos los ataques.

Un asalto de spear-phishing puede consistir en un correo electrónico que parece provenir del banco de la víctima o de una empresa de confianza como Amazon para el incauto. El mensaje puede parecer un aviso de envío o una solicitud de confirmación de una transacción, que seduce al lector para que haga clic en un enlace dañino o proporcione datos personales sensibles.

Los ciberdelincuentes también atacan a las empresas de esta manera, eligiendo con frecuencia a unos pocos empleados de una corporación concreta. Estos consumidores pueden recibir un correo electrónico convincente en el que se les ordena que envíen dinero, proporcionen una contraseña o divulguen información sensible de la empresa, haciéndose pasar por su jefe u otro ejecutivo de la compañía.

Un correo electrónico de spear-phishing suele transmitir una sensación de urgencia en ambas situaciones. Significa que las víctimas tienen la idea de que sufrirán las repercusiones más graves si no se toman medidas rápidas.

¿Qué ayuda a protegerse del Spear Phishing?

Autentique sus correos electrónicos con DMARC

Un estándar universal para la autentificación del correo electrónico es DMARC. Permite a los remitentes confirmar que el correo electrónico procede de la persona de la que dice proceder. Esto ayuda a reducir el spam y los intentos de spear phishing, dos de los ciberdelitos más comunes en la actualidad. En los últimos años, DMARC se ha desplegado y sus ventajas han sido alabadas por Gmail, Yahoo y otros muchos grandes proveedores de correo electrónico.

¿Cómo detiene DMARC el spear phishing?

A política DMARC de p=reject puede ser una herramienta útil en la lucha contra una variedad de amenazas en línea, como el phishing de correo electrónico y la suplantación de dominio directa.

DMARC ayuda a verificar el origen del correo electrónico y evita la recepción y apertura de correos electrónicos falsos. Pero en la práctica, solo un pequeño porcentaje de empresas ha seguido el protocolo, y aún menos lo han hecho con éxito.

Para que la implementación y la supervisión sean sencillas para los propietarios de dominios, la práctica recomendada es configurar un Analizador DMARC. Éste le ayuda a obtener una visión completa de sus canales de correo electrónico, una de las principales ventajas de DMARC. Antes, las empresas sólo podían enterarse de los ataques de phishing cuando ya se habían producido. DMARC permite prevenir los ataques antes de que se produzcan gracias a la verificación y supervisión constantes de la fuente. Los clientes pueden ser alertados de estos ataques gracias a informes DMARC.

Además, al añadir el logotipo distintivo de su marca a los correos electrónicos salientes separados que se envían a sus clientes mientras está en p=reject, puede aprovecharse de BIMI de identificación visual.

Mantenga actualizados todos sus programas informáticos

La mejor manera de protegerse contra el software malicioso (malware) es instalar las últimas actualizaciones de seguridad para su sistema operativo y aplicaciones. Los parches de seguridad corregirán cualquier fallo de seguridad conocido en el software, por lo que debes estar al día con ellos.

Eduque a sus empleados sobre el Spear Phishing

La formación de sus empleados para identificar y evitar los ataques de spear phishing es fundamental para evitar que alguien sea víctima de uno. Por ejemplo, enseñarles qué aspecto tiene un correo electrónico legítimo frente a uno ilegítimo puede ayudarles a detectar posibles señales de alarma. También debe enseñarles cómo informar de correos electrónicos o llamadas telefónicas sospechosas para que sepan qué medidas tomar si sospechan que algo no va bien.

Minimizar el uso de contraseñas

Las contraseñas se utilizan a menudo en la fase de ataque inicial de una campaña de spear phishing, por lo que es importante minimizar su uso en la medida de lo posible. Para ello, se puede utilizar la autenticación multifactor o restringir el acceso en función del tipo de dispositivo o la ubicación.

Crear una cultura centrada en la seguridad

La seguridad debe estar arraigada en la rutina diaria de cada empleado si se espera frustrar los intentos de los phishers de acceder a datos o recursos sensibles. Hay que animar a los empleados a que informen de los correos electrónicos sospechosos y a que pregunten por cualquier solicitud inusual de información procedente de terceros. Cuantas más personas conozcan las señales a las que hay que prestar atención, mejor podrá evitar su organización.

Conclusión

Ahora ya sabe qué es el spear phishing, cómo funciona y las medidas preventivas que puede tomar para evitarlo. En pocas palabras, el spear phishing es un phishing a medida. Es un intento cuidadosamente elaborado de engañarle para que facilite información. Lo que lo hace aún más peligroso es que parece provenir de alguien que usted conoce y en quien confía, y no de un spammer cualquiera.

La mejor manera de evitar ser víctima de este tipo de ciberataque es estar atento a cualquier mensaje que parezca sospechoso. Verifica siempre al emisor antes de compartir algo confidencial o personal con él. Además, autentique sus correos electrónicos con herramientas como DMARC.